Un atraco en una gasolinera que no sale según lo previsto.

Si nos fijamos en el vídeo, un tipo sale de uno de los coches, pistola en mano, con la intención de robar al grupo de chicos que esta repostando. Seguramente lo que no esperaba el ladrón es que sus victimas en lugar de morirse de miedo le plantaran cara como lo hacen.